21 de mayo de 2024
ConurbanoQuilmesSaludSociedad

Hospital Iriarte: Incidentes en reclamo de familiares por un bebé fallecido.

 Familiares de un bebé fallecido bloquearon los ingresos al Hospital de Quilmes. Exigían a la justicia la entrega del cuerpo del pequeño. Amenazaron al personal, rompieron botellas y arrojaron petardos.

 

 Familiares de un bebé fallecido el día martes cortaron los accesos al Hospital Iriarte de Quilmes. Allí reclamaron la entrega del cuerpo, un método de protesta que cosechó fuertes críticas por parte de las autoridades del nosocomio.

 Durante la protestan se registraron algunos incidentes. Los familiares del pequeño (de quien no trascendió el nombre) arrojaron petardos e incluso bloquearon la entrada de ambulancias a la Guardia de emergencias. El reclamo que hacían, en realidad, era contra la Justicia, por demoras en la realización de la autopsia.

 Las palabras de la madre

 De acuerdo a la versión de la madre, el niño se habría ahogado con la leche materna. Es el segundo bebé que se le muere. “Me dijeron que llame a la mañana porque tenía todavía 15 cuerpos delante, después me dijeron que al otro día, después que estaba siendo trasladado a La Plata. Estuvimos en la Comisaría 1era., nos prometieron que lo iban a solucionar, que estaba siendo trasladado pero parece que sigue en el Hospital”, contó.

 La versión del Hospital

Debido a ello, el director del Hospital Iriarte tildó la medida de «Irracional. Nosotros no teníamos nada que ver. El niño ingresó muerto al hospital y el caso fue judicializado, por ende el cuerpo quedó a disposición de la Justicia. El tiempo que pudo haber transcurrido no es un tema nuestro” expresó.

 Asimismo, Fragomeno explicó que “afortunadamente no hubo emergencias” durante el tiempo que se prolongó el bloqueo al hospital. “Cortaron Humberto Primo y no podían ingresar las ambulancias. Si hubiera habido una emergencia, habría sido una verdadera tragedia”, remarcó.

 La protesta fue impulsada por la madre de la criatura, quien, junto a un grupo de vecinos del barrio Villa El Monte, además del impedir el acceso al Iriarte, golpearon autos y tiraron petardos en la guardia y en la calle. “Amenazaron con matarnos. Nos tiraron bombas de estruendo y cortaron todas las calles con basura» expresó el titular del nosocomio.

 «Salimos y le explicamos la situación, pero nadie nos quiso entender. Hasta los pacientes estaban con miedo”, manifestó Fragomeno. Al mismo tiempo, indicó: “Nos sentimos rehenes de algo que no teníamos nada que ver. No merecíamos esto. Me avergüenzo, no puedo comprender este tipo de conductas”.

También te puede interesar leer:

Redacción

Podes dejarnos tus comentarios al final de la nota.